Embellece la capital un hijo de Dios

artista cristiano guatemala
En el barrio La Morera de la Ciudad de Guatemala, Mario Ajcip se posa delante de su mural que aun no se acaba.

Antes a Mario le gustaba golpear a la gente. Su talento para el arte no florecía por su tendencía de andar en la calle.

Detrás de un joven que rápido se lanzaba a la perdición, había una madre que oraba. Hoy, Mario Ajcip es cristiano. Ya no pega a la gente por gusto. Ha perseguido su dotación para el arte y es un reconocido artista a nivel nacional en Guatemala.

colegio cristiano zona 1

También enseña en el Liceo Bilingüe La Puerta. Entre sus proyectos recientes está dos murales en murallas de la línea del tren en el barrio La Morera, que antes era un barrio desolado y peligroso. Gracias al proyecto de la Municipalidad se está renovando el barrio que antes servía de basurero. La Muni pone la pintura y los artistas la mano de obra.

Si quiere leer más de su testimonio y ver un video, haga clic aquí.

Liberado del trauma infantil | colegio cristiano Guatemala

trauma infantil Guatemala
Mis Surama Morales del Liceo Bilingüe La Puerta ayudó a Adrian García superar el trauma de haber visto el asesinato de su abuelo.

By Michael Ashcraft

Adrian García iba cargado sobre la espalda de su abuelo cuando le mataron de noche en una colonia de Villa Nueva.

Allí había mucha matazinga. — dijo Adrian, quien ahora cursa 3ro primaria en el Liceo Bilingüe La Puerta en el Centro Histórico de la zona 1.

La memoria le segía asaltando tiempo después, pero gracias a Dios y a una maestra atenta que le habló y oró por él, lo ha superado bastante.

Era una noche cuando se quedaban sin comida y se fueron a la tienda para comprar algo de comer. De regreso a casa, algunos jóvenes encapuchados los vieron.

maestras amor
Demostramos el amor cristiano hacia los alumnos. Los escuchamos y los ayudamos. Liceo Bilingüe La Puerta.

Allí están — dijeron y apuntaron sus armas de fuego, recuerda Adrian.

Sin provocación, dispararon.

En esta colonia mataban a adultos, a viejos, a niños por igual. – dijo. Hasta tiraba granadas. No había policía allí.

Inmediatemente, Adrian vio el mundo espiritual a la vez del físico. Yo vi a una sombra negra de una persona con una lanza que la apuntó hacía mí. – dijo. Venía la bala como en camera lenta. Pero yo vi la lanza en la punta tenía sangre, no roja sino negra. La bala era la punta de la lanza.

Adrian era cristiano. Sus padres estaban en la iglesia cuando ocurrió el ataque.

Entonces vi que la bala se desvió totalmente y la sombra gritó Noooo! y desapareció.

alumnos GuatemalaEn vez de pegarle a Adrian, dio con su abuelo, tres balas, una en el brazo, otra en el estómago y otra en la pierna, dijo.

En eso vinieron sus padres en el carro, pues ya estaban en camino para la casa. Al aparecer el carro, los matones corrieron. Salió el papá de Adrian para auxiliar al abuelo. Dándose cuenta que respiraba sus últimos suspiros, se puso a evangelizarlo para que por fin aceptara lo que había rechazado para muchos años.

Acepta a Jesucristo en tu corazón. –  le exhortó, lo cual hizo.

Gracias a Dios que tuve la armadura de Dios y no me dieron. – dijo.

Por tres noches, se le repetió lo visto una y otra vez en su mente y no podía dormir.

exámenes Guatemala
Durante exámenes

Los padres cambiaron de colonia.

Adrian se inscribió en el Liceo en 1o grado. La Mis Surama Morales, con su amor para los alumnos, empezó a ministrarle cuando él contradecía a todos y estaba distraído en la clase. Le ayudó a perdonar y a soltar a su abuelo.

A los niños como él no se les escucha. – dijo Mis Surama. La realidad de ellos no es la  realidad del adulto. El adulto no les pone atención. Ellos miran el mundo espiritual.

Con el cambio, Adrian empezó a predicar a sus compañeros.

Ahora siento paz porque he orado que Dios me quita eso. – dijo Adrian.