Liberado del trauma infantil | colegio cristiano Guatemala

Mis Surama Morales del Liceo Bilingüe la Puerta ayudó a Adrian García supera el trauma de haber visto el asesinato de su abuelo.

By Michael Ashcraft

Adrian García iba cargado sobre la espalda de su abuelo cuando le mataron de noche en una colonia de Villa Nueva.

Allí había mucha matazinga. — dijo Adrian, quien ahora cursa 3ro primaria en el Liceo Bilingüe La Puerta en el Centro Histórico de la zona 1.

La memoria le segía asaltando tiempo después, pero gracias a Dios y a una maestra atenta que le habló y oró por él, lo ha superado bastante.

Era una noche cuando se quedaban sin comida y se fueron a la tienda para comprar algo de comer. De regreso a casa, algunos jóvenes encapuchados los vieron.

Allí están — dijeron y apuntaron sus armas de fuego, recuerda Adrian.

Demostramos el amor cristiano hacia los alumnos. Los escuchamos y los ayudamos. Liceo Bilingüe la Puerta.

Sin provocación, dispararon.

En esta colonia mataban a adultos, a viejos, a niños por igual. – dijo. Hasta tiraba granadas. No había policía allí.

Inmediatemente, Adrian vio el mundo espiritual a la vez del físico. Yo vi a una sombra negra de una persona con una lanza que la apuntó hacía mí. – dijo. Venía la bala como en camera lenta. Pero yo vi la lanza en la punta tenía sangre, no roja sino negra. La bala era la punta de la lanza.

Adrian era cristiano. Sus padres estaban en la iglesia cuando ocurrió el ataque.

Entonces vi que la bala se desvió totalmente y la sombra gritó Noooo! y desapareció.

En vez de pegarle a Adrian, dio con su abuelo, tres balas, una en el brazo, otra en el estómago y otra en la pierna, dijo.

En eso vinieron sus padres en el carro, pues ya estaban en camino para la casa. Al aparecer el carro, los matones corrieron. Salió el papá de Adrian para auxiliar al abuelo. Dándose cuenta que respiraba sus últimos suspiros, se puso a evangelizarlo para que por fin aceptara lo que había rechazado para muchos años.

Acepta a Jesucristo en tu corazón. –  le exhortó, lo cual hizo.

Gracias a Dios que tuve la armadura de Dios y no me dieron. – dijo.

Por tres noches, se le repetió lo visto una y otra vez en su mente y no podía dormir.

Durante exámenes.

Los padres cambiaron de colonia.

Adrian se inscribió en el Liceo en 1o grado. La Mis Surama Morales, con su amor para los alumnos, empezó a ministrarle cuando él contradecía a todos y estaba distraído en la clase. Le ayudó a perdonar y a soltar a su abuelo.

A los niños como él no se les escucha. – dijo Mis Surama. La realidad de ellos no es la  realidad del adulto. El adulto no les pone atención. Ellos miran el mundo espiritual.

Con el cambio, Adrian empezó a predicar a sus compañeros.

Ahora siento paz porque he orado que Dios me quita eso. – dijo Adrian.

Para mejorar en la mate, juega el ajedrez | Liceo Bilingüe La Puerta

La clase favorita de Bryan Ibarra es el ajedrez, lo cual su maestro de quinto grado primaria en el Liceo Bilingüe La Puerta imparte como parte de la clase de Productividad y Desarrollo.

Le gusta porque a sus compañeros les mete jaque mate.

Me gusta porque hay que pensar — dice Bryan.

El pensar es céntrico en la preparación del Liceo. El profesor Banner Ajcip echó mano del ajedrez para desarrollar la lógica. Los movimientos geométicos que hacen las piezas, el desenlace resultante de una estrategia, el poder ver más allá de una movida, todos colaboran en que el alumno analice.

Aunque es un juego, tiene aplicaciones en las matemáticas. A veces la creatividad, y el romper la rutina, vierte las mejores chispas para una buena preparación académica en Guatemala.

He visto el resultado — dice el profesor Banner. Les ha ayudado a analizar los problemas, las ecuaciones, las potencias y las raíces cuadradas. Antes de hacer un problema, lo analicen muy bien y lo analicen hasta que les sale.

Un chico, Monroy, se frustraba mucho porque no le salían los problemas porque siempre los quería hacer rápido.Ahora lo analiza dos o cinco minutos antes de empezar y le sale la operación.Ya no se frustra.

El profesor Banner enseña a 21 alumnos, además dirige mucha de la administración del colegio. Empezó a enseñar el ajedrez desde el inicio del segundo semestre del 2015 e incluso examinó a los alumnos viéndoles jugar el uno contra el otro.

Dos veces a la semana practican el ajedrez como clase oficial. Frecuentemente los alumnos agarron los juegos durante el recreo o al final del día para jugar solo para diversión.

Joshua Cruz al izquierdo extremo.

Joshua Cruz de quinto primario resultó campeón en los exámenes   que llegaron a ser un torneo.

A veces me pongo nervioso porque si muevo una pieza me pueden matar. — dijo Joshua. Para evitar eso, debo pensar.

A Ashley Vasquez, de quinto, no le gusta el ajedrez. Siempre pierdo. No soy bueno para eso. Pero me ha ayudado en la mate.

Incluso el profesor Banner llevó a los alumnos a jugar en un torneo abierto de la Feria del Libro en la Plaza Central. Allí los alumnos perdieron porque no se organiza por edades sino que está abierto a todas las edades, dice Banner.

De todos modos, a los alumnos les gustó la experiencia. Se emocionaron y querían ir otra vez. — dijo el profe. Deben participar más hasta que les quite el miedo.

Un día saldrá un campeón de nuestro colegio. — concluyó.

Algunos videos del colegio cristiano en Guatemala | Liceo Bilingüe la Puerta

Este vídeo se trata de una competencia que hicieron algunos de nuestros alumnos en el día Internacional de la Juventud el 13 de Agosto de 2014 en la ciudad de Guatemala. Corrieron 6 kilómetros y se destacaron por su espíritu de competencia.

Este vídeo se trata de la importancia de estar en colegio cristiano con catedráticos comprometidos con Dios cuotas módicas, en donde todo el entorno tiene un sentir familiar, donde predomina el amor. Si quieres ser mas que un profesional, si quieres tener una vida feliz, si quieres ser una persona de éxito, si quieres tener amistades de por vida, si quieres aprender con los mejores docentes, fuertes bases cristianas,entonces nuestro colegio es para ti.

Nuestros alumnos del colegio cristiano gozan de una felicidad autentica porque Cristo esta en ellos. Por eso en este video quisimos mostrarles un poco de nuestro ambiente cristiano. La felicidad facilita el aprendizaje. El alumno se siente bien y por lo tanto se abre en aprender. Las sonrisas de este video comprueban el amor que sienten de sus maestros. Un niño feliz aprende mucho!

 

Nuestra estrella de televisión

By Michael Ashcraft

En el colegio, David Rossell es un alumno de sexto grado. Afuera del liceo, es estrella de televisión.

Jajaja.

David, a la derecha de su profesor, el pastor Banner Ajcip, con sus compañeros de clase.

En serio, ha salido nuestro alumno en un anuncio de de televisión de la Cruz Roja Guatemalteca porque su hermana, Marielos Rossell (una ex alumna del Liceo Bilingüe La Puerta) es vocera de dicha institución benéfica de salud publica.

A la primera sentí nervios. Después de unos cuatro tomas perdí el miedo. — dijo David, 13. Mi familia y un montón de gente dice que soy famoso. Pero mi carrera va a ser militar. Es mi sueno. Tal vez me gustaría ser actor también, pero después de ser militar.

La materia favorita de David es las matemáticas y es bueno para el fútbol. Nuestro colegio cristiano se encuentra en la zona 1.

Me molestaron los compañeros de la clase los primeros días pero después ya no. — David dijo.

El Liceo Bilingüe La Puerta ofrece una excelente preparación para pre-primaria, primaria, básicos y bachillerato en ciencias y letras.

Destacan alumnos de la Puerta en badminton a nivel de la capital

By Michael Ashcraft

Los participantes del Liceo Bilingüe la Puerta posan con Kevin Cordon, campeon guatemalteco de badminton.

Daniel Sierra practica el basquetbol, el volibol, la natación y sobretodo el futbol. Cuando probo al bádminton al principio no le pareció.

Pensé que iba a ser un poco aburrido por lo mismo que no había jugado. — puntualizó Daniel de 1º básico del Liceo Bilingüe La Puerta de la zona 1. Con el tiempo me gusto. Es un deporte creativo, bonito, donde uno puede convivir, estar con una persona sin pelear. El bádminton es emocionante, exigente. Requiere disciplina. Inspira superación.

El lunes Daniel fue uno de cinco alumnos de nuestro colegio cristiano en la zona 1 que tomaron medallas en una competencia a nivel de la ciudad capital patrocinado por la Federación de Bádminton de Guatemala en Coliseo Deportivo Ciudad Olímpica zona 4.

Estuvo presente Kevin Cordón, que acaba de ganar la medalla de oro en los Juegos Panamericanos el mes pasado en Canadá. Cordón es calificado el mejor jugador de las Américas por la Federación Mundial de Bádminton.

Algunos ganadores con su coach, Roberto Bone, en la Federación de Badminton de Guatemala.

Su entrenador, Roberto Bone, 63, empezó a ensenar bádminton en el colegio en marzo de este ano en tiempo de la educación física.

Estoy satisfecho. Quisiera que se hubiera ganado más medallas, pero supongo que estamos haciendo bien para el momento – dijo Bone. Solo es el comienzo. Espero que se logren más medallas. Todo depende de las prácticas.

Bone trabaja con el proyecto Shuttle Time con fondos del extranjero para fomentar el bádminton entre la juventud y así colaborar con el país en mantener a la juventud en actividades positivas en vez de las callejeras.

Desde de que ha participado, Eliseo Delgado de 1º básico se convertido en apasionado del bádminton, hasta entrena en la federación los días sábados.

Requiere resistencia. — dijo Eliseo. Requiere agilidad.

A Stephanie Morales de 5º primaria le gusto porque no involucra tanto correr como el futbol.

Me gusta porque no se tiene que hacer mucho para practicar este deporte. – Stephanie enfatizo. No tienes que esforzarte mucho. Solo estiramientos. Es fácil y bonito. Me di cuenta con el tiempo que no era aburrido. Era entretenida.

Batalla un alumno de Liceo la Puerta en acción de ayer.

Los ganadores del Liceo Bilingüe La Puerta son:

  • Daniel Sierra, 2º lugar menores de 17 años varones
  • Gabriel Chavez, 3º lugar menores de 11 años varones
  • Eyelin Antuche, 3º lugar menores 11 años damas
  • Eliseo Delgado, 3º lugar menores de 15 años varones
  • Stephanie Morales, 3º lugar menores 11 años damas

¡Felicitaciones alumnos, son el orgullo del colegio!

Dios la llamaba más cerca

Por Valery Jocón

Crecí tratando de tener mi mente abierta, sintiendo cada cosa mala como que era buena. Sentía que todo estaba bien porque creía que el mal y el bien eran iguales, pues de las dos maneras diferentes personas llegaron a la felicidad. Yo estaba ciega de lo que de verdad estaba pasando a mi alrededor.

Tenía quince años y todo me daba igual. Creía que podía hacer lo que yo quería sin importar nada y cometí errores, quizás no tan grandes ni graves, pero tampoco me hacen sentir orgullosa.

Entonces conocí a una persona, el que es ahora mi novio, justamente cuando todo en mi cabeza se revolvía más de lo que ya estaba. En este momento yo sé que él me detuvo de hacer cosas peores.

Conocí a su familia y ver a su familia unida, feliz y sobre todo cristiana me ayudó a querer ser igual.

Siempre creía que Dios existía, aunque me decía a mí misma que no era así. Y dije varias veces que lo buscaría cuando lo necesitara. Todos me decían que estaba mal, pero simplemente creo que era la necesidad de llevarles la contraria a todos y así lograr la satisfacción de dejarlos en duda de sí mismas.

Es líder de liras en la banda del Liceo Bilingüe la Puerta.

No sé cómo llegué al colegio el Liceo Bilingüe La Puerta. Me inscribieron y creo que desde allí Dios me estaba llamando y me llevó al lugar donde Él me quería, pues también me detuvo de hacer cosas malas y humillantes.

Después de tres años, decidí aceptarlo. Toda mi vida cambió. Sentía paz, satisfacción y me sentía cuidada.

A pesar de eso, caía en la música mundana y en el pensar hacer cosas malas, no siendo así mi intención.

Tuve un problema. Nos llevaron a mi familia y a mí a los Derechos Humanos. Estando allí, lloré y clamé y le dije a Dios que me ayudara, que no sabía qué hacer, que dejaba en sus manos y que pasara lo que Él decidiera, que yo lo iba a entender. Yo lloraba en el baño y sentí un alivio y sabía que Dios me ayudaría.

Las cosas se complicaron más, sin embargo mi fe estaba tan alta que de solo imaginarlo me siento con alivio.

A la madrugada del día siguiente las cosas se mejoraron. En la tarde fueron mejores las noticias y lo único que hacía en cada cosa que venía a mi cabeza le decía – Dios, que se haga tu voluntad.

En la noche, todo se arregló y esa noche lloré y agradecí al Señor por habernos guiado a mí y a mi familia.

Después de eso, no volvía a escuchar música mundana, no porque sentía una obligación ni porque se lo debía a Dios. Nunca pasó en mi cabeza lo que tenía que dejar por Él sino lo que predominaba era el placer de estar con Él y agradarle.

Así que no fue un problema y lo hice y hasta ahora no he escuchado la música mundana.

Empecé este año en su presencia y le pedí que ayudara a seguir adelante con El. Me dijo que sería una mujer virtuosa. Me lo dijo y lo escuché y eso me tiene acá luchando por eso.

No hice cosas extremadamente malas. Sin embargo, gracias a Él no las necesito para darme cuenta que lo necesitaba a Él.

Salva del suicidio, ahora enseña en el colegio

By Michael Ashcraft

Surama Morales planeaba tirarse del puente el Incienso en Julio de 1,998. Escogió el Día del Padre para mandar un mensaje de amargura al esposo que la había abandonado al irse los Estados Unidos años antes.

 Entonces, le visitó la Hna. Dianna de Ashcraft, profesora del Liceo Bilingue La Puerta y esposa del fundador del colegio cristiano en la zona 1. Dianna le habló del Espíritu Santo.

Mis Surama ya no se tiró del puente. Al contrario se tiró a los caminos del Señor y ha estado sirviendo al Señor como maestra en el Liceo.

Dios empezó a hablarme a través de los niños — dijo Surama, de 65 años de edad. — Si me hubiera hablado un adulto, no hubiera entendido. Por eso entiendo el valor de los niños. No les damos el valor que tienen. El diablo sabe su valor y por eso ataca a nuestra niñez y a nuestro juventud.

Mis Surama ha sido maestra muy amada de los alumnos del Liceo por 17 años. Imparte clases a los de primer grado, con preparación, con dinámismo y sobretodo con la guía y el fluír del Espíritu Santo.

El llamado, no es solo la docencia, sino lo espiritual — puntalizó. — El niño a veces no rinde sino tiene conducta agresiva. Tiene que averiguarse la causa. Tal vez tenga un entorno negativo en su hogar o en el ambiente en que se desenvuelve.

Mis Surama se ha caracterizado por visitar  las casas de los niños, en donde exhorta a los padres de familia que se encarrilen a los caminos de Dios.

Aunque ha trabajado muchos años en el Liceo, no aparenta la edad que tiene.

Los huesos si — dijo al recibir una pregunta de que si ha descubierto la fuente de la juventud. — La fuerza viene de Jesucristo.

Nació en Mazatenango y quedó huérfana de temprana edad. Aceptó a Cristo en el año 1976 en un campaña evangelística. Dejó atrás la cultura de ídolos católicos.

No tenía mamá, no tenía papá recordó. Oí que había Alguien que había dado su vida por mí. — dijo. Empecé a llorar. Eso es el mensaje que transmito a los niños.

Cuando se casó, empezó a manejar el dinero. Mi esposo decía que si uno no tenía dinero, no valía nada.

Ella llegó a ser gerente en Arimani, una papelería famosa del tiempo. Su esposo trabajó con el gobierno. Todo iba bien hasta que los mareros empezaron a tener conflictos con su esposo.

Le secuestraron el 23 de septiembre de 1,992, pero su esposo se escapó.

Aquella noche, Dios le despertó a Surama a las 3:00 de la madrugada. Toma a tus hijos y escapa como Lot — oyó decir al Señor.

Se levantó y empezó a empacar algunas cosas de prisa. Su esposo también se despertó pero no le creía. Aunque pensó que Surama estaba loca, le acompañó al salir de la casa. A las 5:00 de la madrugadad, los mismo mareros estallaron una bomba en su casa.

Dándose cuenta del peligro, su esposo se fue a los Estados Unidos. Surama se quedó con sus hijos pero vivía una vida de huída hasta el 1,996.

Su fe se iba apagando. Iba a la iglesia pero sin sentimiento, en rebelión, dijo;

Dios, no quiero nada contigo — dijo para su intierior. — ¿Por qué permiste esto?

Iba a la iglesia para sus hijos, pero estaba fría para con Dios y ella misma.

Topó fondo el 17 de julio de 1,998, entonces planeaba suicidarse a las 4:00 de la tarde. Pero antes llegó Dianna, quien solo pasó a saludarla ya que pasaba por allí. Las palabras que le dijo no eran mágicas. Solo le preguntó del Espíritu Santo en su vida.

De una forma u otra, esas palabras tan sencillas activó memorias en Surama.

Pasé tres días y noches llorando y orando — recordó. — Clamaba al Señor: Devuélveme el gozo de la salvación.

Desde entonces, empezó a asistir a la Iglesia Cristiana La Puerta, que antes se ubicaba en la 14a avenida de la zona 1 cerca del mercado Colón. La iglesia era la patrocinadora del Liceo.

Por casualidad, hicieron el anuncio que necesitaban a una maestra para el colegio.

Yo no quería trabajar de maestra, yo solo quería hablar con Dios — dijo. — Pero sin que yo me diera cuenta de lo que hacía, yo me levanté y dije: Ya no busquen más. Yo soy maestra. No me explico por qué me ofrecí de maestra.

El siguiente día, iba a la iglesia para explicar que todo era una confusión y que no podía trabajar de maestra. Pero fue de Dios que trabajara en el colegio, así, que se quedó.

Ahora no lamenta haberse entregado al ministerio del Liceo.

El ministerio acá es como un vivero — dijo. — No se mira hasta con el tiempo. Yo sé que este es el lugar donde se siembra. Tal vez no se ve ahorita pero Dios va a hacer que se vuelvan grandes hombres y mujeres de Dios. Este es un ministerio grande. Vamos a ver más cosecha.

De la calle a la clase, un joven se levanta en Cristo


By Michael Ashcraft

Sus compañeros le pusieron el arma de fuego en la mano. Anda, matalo — le dijeron.

Metido entre la mara Salvatrucha y la Dieciocho en un barrio donde hasta la policía temía entrar, Mario Ajcip y su mara habían defendido su territorio con éxito en la ciudad de Guatemala.

Cuando un rival se atrevió a hacer incursion, solo había pena de muerte. Esta vez le tocó a Mario ejecutarlo en un callejón sin salida.

Él nunca escatimaba darle una paliza a nadie, pero para matar le dio pausa. Él era uno de los líderes entre los aproximadamente 100 jóvenes que formaban la mara, así que empezó a hablar de dejarlo ir con una lección.

Había algo dentro de mí y no me explicaba por qué no podia hacerlo — dijo. — Ahora que soy Cristiano entiendo que las oraciones de mi madre y las personas que estaban orando por mí hicieron efecto.

Su descenso a las pandillas y la violencia lo tenían marcado para un desenlace trágico – hasta que Jesús irrumpió en su vida y cambió el rumbo.

Uno de ocho hermanos, Mario creció en un casa con suelo de tierra y con techo de láminas de metal, en un ambiente de alcohol y de drogas. Su papá padecía adicción.

Cuando una ola de pandilleros cayó a Guatemala de los Estados Unidos en 1980, Mario estaba presente cuando hicieron una reunión nocturna para enseñar a la juventud guatemalteca las costumbres de las maras.

Aprendió a pelear y a defender su honor. Con un hermano mayor y otro menor, dejarían a rivales inconcientes en la calle.

Entre este caos, su hermana mayor y su mamá se salvaron.

Por obra del Espíritu Santo, Mario pasó de alto la oportunidad de volverse todavía más malvado cuando se negó a matar al rival en su territorio.

Un día él visitó a un amigo pintor cuando hermanos de la iglesia Cristiana La Puerta visitaban. Aunque el pintor estaba ausente, el Pastor Alex Delgado se quedó platicando largamente con Mario.

Con su pelo largo y sin camisa, Mario solo quería despedir a los visitantes pero se quedó escuchándoles, cada vez más interesado. La palabra de Dios le empezó a impactar. Después de escuchar por una hora, aceptó a Cristo en su corazón.

Inmediatemente, asistió a la iglesia La Puerta en el barrio Colón de la zona 1, que antes se ubicaba cerca de su casa en la zona 1. Empezó a leer la biblia por su propia cuenta y se cortó el pelo largo.

No tardó mucho en integrarse a los voluntaries que ayudaban en el Liceo Bilingue La Puerta. Con un talento extraordinario para el arte, enseñó artes plásticas. Inscribió a sus hermanos menores en el colegio.

Con chispa para el rap y el baile tipo break, empezó a lucir estas habilidades para juntar multitudes en el parque central para luego predicar y testificarles. Hasta 150 gente rodeaba a los hermanos de la iglesia los domingos por la tarde.

También aprendió obras de teatro para evangelizar en algunos de los barrios más peligrosos, tales como El Gallito donde se enseñoreaban los capos traficantes al pasar los años Mario un jugadorazo del futbol juntaba a jóvenes para chamuscas, Después de jugar, Mario les compartía su fe. El  colegio y la iglesia se trasladaron al barrio San Sebastián de la zona 1.

Hoy en día, hay jóvenes que han dejado la mala vida y han decidido seguir a Cristo.

Una vez que había dejado las malas costumbres, emprendió su pasión para el arte. Se inscribió y se graduó de la prestigiosa Escuela Nacional de Artes Plásticas. Alumnos de La Puerta exponen sus cuadros cada año en un evento ya reconocido por la Muni como evento cultural. Artistas de eminencia asisten.

Él mismo se asombra de la transformación que Cristo realizó en su vida. Practicamente no había solución para mi vida. A mi hermano, le habían pegado un balazo — dijo. — Pero hace 15 años, me hablaron de Cristo y acepté a Cristo en mi corazón. Hoy día puedo decir que soy alguien, no por lo que tengo sino porque Dios me da una razón por la cual creer en el futuro.

Doy la gloria a Dios por las oportunidades que Él me ha dado. He visto grandes cosas que Dios ha hecho en vida, no solo a mí sino a mi familia también. Dios quiere hacer cosas en las vidas de las personas que le dan la oportunidad.